30 TRUCOS INFALIBLES PARA AHORRAR EN LA FACTURA DEL GAS

El consumo de gas se dispara con la llegada del frío y utilizar la calefacción para climatizar la vivienda, calentar el agua que utilizamos para el baño y la cocina y usar los aparatos domésticos como la cocina, supone un incremento del consumo de gas y por tanto, una subida en la factura mensual; éste gasto del consumo de gas es muy elevado dentro de un hogar y junto al consumo de luz son las dos partidas principales del presupuesto del consumidor.

Según fuentes consultadas, se estima que la calefacción supone un 40% de la energía que se consume en la vivienda. Un uso eficiente de la calefacción ayuda a rebajar considerablemente la energía consumida lo que va en beneficio de la economía doméstica y del medio ambiente y como sabemos que la economía es parte fundamental de tu día a día, hemos preparado una serie de consejos que te ayudarán a ahorrar en tu factura. Comenzaremos por destacar 3 mitos sobre el ahorro del gas.

3 MITOS SOBRE LA CALEFACCIÓN DE CASA:
  • El Gas Natural es la mejor forma de calentar tu casa; eso es al menos lo que asegura la publicidad de las empresas de gas todos los inviernos. Lo cierto es que los sistemas basados en resistencias son de lejos los más caros y los que más derrochan energía. El mejor de ellos serían las bombas de calor Inverter.
  • Apagar la calefacción sale caro, es mejor dejarla encendida a temperatura constante...no es cierto.
  • En mi casa el calor no se escapa por las ventanas...como no.

CONSEJOS PARA EL AHORRO DE GAS

Solicita a un técnico especializado que revise tu instalación y aparatos de consumo para asegurarte que funcionen correctamente.


Revisa que las tuberías de agua caliente no tengan fugas de agua, ya que éstas incrementan el consumo de gas natural.

En la temporada invernal, forra con material aislante las tuberías de agua caliente que se encuentren fuera de tu hogar.

Utiliza aparatos que sean eficientes en el consumo de gas, como los calentadores de agua de paso (boilers).

Procura mantener el regulador de tu calentador de agua (boiler) en un nivel medio, no es necesario tenerlo en la temperatura más alta.

Al momento de cocinar o calentar alimentos, tapa las ollas para que la cocción sea más rápida.

Revise la tarifa que tiene contratada, y pídale a un asesor que le ayude a escoger la más adecuada para sus necesidades. 

Los expertos recomiendan encender la calefacción por la mañana y apagarla por la noche manteniendo una temperatura ideal por el día de entre 20-21 grados centígrados y entre 16-15 grados durante la noche. Reduciendo la temperatura en la vivienda se consigue un ahorro en torno al 13%.

Cuando se esté fuera de casa lo más eficiente es apagar la calefacción, si nos ausentamos unas horas, se recomienda mantener el termostato a 15 grados y mantener esta temperatura en aquellas habitaciones que no se usen habitualmente.

El tamaño, el material y el uso de los recipientes para cocinar son básicos para ahorrar. Utensilios iguales o superiores en tamaño que los quemadores para no consumir calor. Cacerolas con tapas, ollas a presión, ollas de fondos planos permiten ahorrar entre un 25-50% de energía.

Debemos evitar poner ropa a secar en los radiadores. Al taparlos, hacen un esfuerzo extra para calentar y eso termina inflando nuestra factura. 

Obviamente, es fundamental un buen aislamiento de la casa y por ello por las noches bajaremos las persianas y cerraremos las cortinas para evitar que se vaya el calor. Por el día, haremos lo contrario y permitiremos que entre el sol con las ventanas cerradas, obviamente. Para ventilar, con diez minutos diarios será suficiente.  

Al cocinar, taparemos las cacerolas porque esto puede permitirnos ahorrar hasta un 25% de energía. La olla a presión es fundamental para ahorrar, de media consume un 50% menos de energía que otro utensilio.

Lo ideal es empezar a cocinar con una temperatura alta, que bajaremos poco a poco y terminaremos de cocinar con el gas apagado para aprovechar el calor residual. Al hervir, bajaremos al mínimo el gas una vez que se alcance el punto de hervor.

Por último Abríguese bien, no es necesario que siga de manga corta y en bermudas a mitad del invierno, con esto no solo evitara poner en exceso la calefacción si no también evitara los refriados ;)
Quiere hacer su hogar más eficiente, la abuela rematará con unos consejos mas para que desde ya mismo comience a observar el funcionamiento energético de su casa; para su lectura los dividiremos en temporadas.

RECOMENDACIONES POR TEMPORADA, PARA UN MENOR CONSUMO DE ENERGÍA Y GAS

Todo el Año:
Algunos consejos se pueden aplicar
 para ahorrar gas propano
  • Mantener la calefacción y la refrigeración del sistema. Mantenga limpio el filtro, recortar matas de alrededor de la unidad exterior, y mover los muebles y alfombras fuera de respiraderos del piso. También es una buena idea tener un contratista autorizado para dar la unidad anual de puesta a punto y la inspección. Si su sistema es viejo, considere actualizar.
  • Su filtro de calefacción y refrigeración de la unidad no puede ser de fácil acceso, pero vale la pena el esfuerzo. El filtro en algunas unidades puede estar en el ático o el sótano de poca altura. Cambiar o limpiar el filtro (según el tipo) al menos cada dos meses.
  • Tienes un contratista autorizado compruebe su calefacción y refrigeración del sistema en busca de fugas. Conductos con fugas pueden desperdiciar hasta un tercio o más de la de aire frío o caliente el sistema produce. Eso significa que usted tendrá que pagar un tercio más para calentar y enfriar su casa.
  • Apague las luces. Sorprendentemente, una bombilla incandescente común emite el 90 por ciento de su energía en forma de calor.
  • Limite las aberturas de puertas y ventanas durante todo el año y no utilice los fans de toda la casa en el verano. La idea es mantener el aire exterior de entrar a la casa.
  • Climatizar su casa. Asegúrese de que el aislamiento, burletes, y la ventilación del ático son adecuados.
  • Use un termostato programable y configurarlo correctamente para ahorrar alrededor de $ 180 al año. Para obtener más información, visite el sitio web de ENERGY STAR®.

Verano
  • Ayuda al sistema haga su trabajo. En el verano, use ventiladores de techo. El aire en movimiento da un efecto de enfriamiento del viento y le permite ejecutar el aire acondicionado a una posición más alta sin sacrificar la comodidad.
  • Los ajustes preprogramados de un termostato programable ayuda a ahorrar energía y dinero. Las temperaturas se encuentran alrededor de 78 ° cuando es más probable que sea en el hogar y activo, y un poco más alto durante la jornada laboral y por la noche. Es posible ahorrar hasta un 3% por cada grado más alto se puede ajustar el termostato durante el verano.
  • Mueva las tareas domésticas que producen calor a las piezas más frescas del día.
  • Cierre las persianas y cortinas. Use ropa de la ventana para bloquear los rayos directos del sol en el lado este del edificio de la mañana y el lado oeste de la tarde.


Invierno
  • Si su horno es más de 15 años de edad, es el momento de reemplazarlo por uno de los nuevos modelos con capacidad de ENERGY STAR® y guardar. Son cerca de 15% más eficientes que los modelos estándar. Asegúrese de haber instalado por un técnico certificado.
  • Ahorre dinero al reducir el termostato a unos 68 ° en el invierno. Por cada grado que baje su calor en los 60 ° a 70 ° rango, se ahorrará hasta un 5% en costos de calefacción. Si usted tiene un termostato programable, que vendrá fijado en 70 ° para las horas de la mañana y de la tarde que tienen más probabilidades de estar en casa y activa. Se convertirá automáticamente su calor sobre 8 °, mientras que usted está durmiendo o no en casa para ahorrar aún más.
  • Deja que el sol brille en durante el invierno para la calefacción solar.
Calentamiento de agua
  • El calentador de agua puede dar cuenta de un 14% a 25% de la energía consumida en su hogar. Asegúrese de que tiene un modelo de eficiencia energética, como un calentador de agua de condensación de gas calificado nuevo ENERGY STAR®, que le puede ahorrar más de $ 100 al año en comparación con un modelo estándar. También baje la temperatura a 120 ° F para tener agua caliente cómodo para la mayoría de los usos y seguir ahorrando.


Evite comparar las facturas con un vecino; no hay dos familias tengan los mismos hábitos energéticos y actitudes, además las viviendas pueden ser muy diferentes cuando se trata de características energéticas, técnicas de construcción, y la eficiencia de la calefacción y equipos de refrigeración.

Bueno, hemos llegado al final, no dude en comentar utilizando el buzón y seguirnos en las redes sociales,
hasta la próxima!
EL ADMINISTRADOR.

Uso de la calefacción para ahorrar en facturas de gas.


Instagram

Sigue a "HUMOR LIMPIO" en Pinterest.

0 comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

SU OPINION ES MUY IMPORTANTE. Gracias !

Google