CONSEJOS PARA LA LIMPIEZA DE PIERCINS.



Como es de suponer, los piercings requieren un cuidado especial, sobretodo en la etapa en que están sanando; dichos cuidados deben ir desde la limpieza y asepsia del sitio de la perforación hasta la joyería, y en general debe mantenerse limpia para evitar cualquier irritación o proceso infeccioso.

RECOMENDACIONES PARA CUIDAR TU PERFORACIÓN O PIERCING


Las nuevas perforaciones se recomienda que se limpien mínimo 2 veces al día, los materiales a continuación son los necesarios:


 Jabón de manos
 Algodón
 Hisopo de algodón (copito en Hispanoamérica)
 Gasa
 Solución salina, sin aditivos
 Sal marina sin yodo

PASOS PARA LA LIMPIEZA DE UN PIERCING:


Comience por lavar bien las manos con el jabón para las manos. Asegúrese toda la suciedad se elimina por lo que no se transfiere a la zona perforada.

 
2. Llene una taza mediana con una pequeña cantidad de la solución salina. Si no tiene la solución de farmacia, la puede hacer mezclando sal ¼ de cucharadita de mar normal (sin yodo) con 1 taza de agua tibia y remover hasta que se disuelva.

3. Si la perforación se encuentra en lugar en que se pueda poner por un momento en contacto con la taza de solución, hágalo, si está en la espalda por ejemplo puede hacerlo cubriendo con la zona del piercing la boca de la taza y voltear el cuerpo de manera que la boca de la copa forme una succión, si no es posible siga el siguiente consejo

4. “Remojar” de ésta manera la zona por unos minutos, si es posible.

5. Si la perforación no se encuentra en un lugar muy accesible, humedezca un algodón o hisopo de algodón con la solución salina y aplique suavemente la solución a la perforación, nunca intente “meter” el hisopo por el hueco, hágalo e forma suave y en las siguientes áreas:

 Orificios de entrada
 Orificios de salida
 Dentro de los bordes de la joyería
 Los bordes exteriores de la joyería

6. Igual que en el punto 3, deje que la solución actúe por unos minutos para aflojar cualquier endurecimiento o acumulación y finalmente limpie suavemente.
7. Seque el área con una gasa limpia dando unos “toques” definidos y suaves, evite frotarse ya que esto puede irritar la zona y puede ser doloroso.

Para tener siempre en cuenta cuando tienes un piercing:

 Lave siempre muy bien sus manos antes de tocar su piercing, son la principal causa de trasferencia de gérmenes y bacterias a los agujeros y piercings.
 Limpie ha herida y la joya por lo menos dos veces al día y una más en el verano. El sudor es el principal agente de irritación de los piercings.
 Evite el uso de alcohol o peróxido de hidrógeno, que son demasiado fuertes para estas zonas sensibles y pueden causar irritación.
 Evite el uso de lociones y cosméticos alrededor de las áreas de perforación hasta que estén curados.
 Mantener su cuerpo sano le ayudará a la rápida cicatrización de su perforación.

Tenga en cuenta que su ropa puede interferir con la perforación de varias maneras; por ejemplo si una prenda de vestir encaja con demasiada fuerza sobre la zona que se perfora, el roce con la perforación puede ocasionar inflamaciones y dolor.
En algunas ocasiones se produce pus y rechazo de la joyería. En verano utilice ropa que permita circular el aire para no recalentar la zona del piercing.

Agradecemos su consulta, esperamos que no olvide ampliar la información con el profesional que le hizo el piercing, y estar atento a cualquier cambio en el mismo, tendrá más posibilidades de curarlo en caso de infección.

Puedes compartirnos en Facebook.
Atentamente,
Sergio Martínez
Administrador.

Instagram

2 comentarios :

Anónimo dijo...

gracias por la información, es muy buena! me ayudo a cuidar mejor mi nueva perforación!

El Blog de los servicios integrales y consejos de limpieza. dijo...

Estimado Lector:Gracias por su mensaje, nos encanta ser útiles.
Atentamente,
Administrador

Publicar un comentario en la entrada

SU OPINION ES MUY IMPORTANTE. Gracias !

Google