15/10/18

¿CADA CUANTO LAVAR LOS SUJETADORES?




Es una pregunta de esas del “millón”, sobre una prenda de uso íntimo-diario que muchas veces consideramos accesorio o que por su composición (varilla, rellenos, sedas, nylon, etc.), creemos que no requiere mayor lavado o sencillamente no sabemos cómo se lava de la mejor manera para preservar su duración y forma; hoy en Consejosdelimpieza.com, te vamos a contar lo que dicen los expertos acerca del lavado de los sujetadores, brasieres o sostenes.

COMPARTE ÉSTA NOTA POR WHATSAPP


FRECUENCIA RECOMENDADA PARA LAVAR LOS SUJETADORES O BRASIERES

La mala noticia es que no hay una norma única para todos los sujetadores o para todas las personas. Lo que si es cierto es que, algunas expertas de marcas de lencería ya han sentenciado algunas recomendaciones de limpieza (higiene íntima femenina) y han establecido un mínimo de “posturas” del brasier, antes de que pida a gritos un lavado.

NOTA: Trata de tener varios sujetadores para alternar su uso y dejar “descansar” los elásticos o tiras.


Algunas jefas de producto han mencionado que el brasier se debe lavar cada tres posturas o usos en promedio y aunque no se vea sucio, la grasa corporal, microbios y gérmenes provenientes del uso y la contaminación del ambiente, se van acumulando en la prenda, por lo que es muy importante su limpieza; sin embargo, ha hecho algunas salvedades al respecto:


  • Si se trata del brasier con el que has hecho deporte, lo debes lavar inmediatamente ya que la acumulación del sudor no es muy recomendable para la duración de la prenda y para la higiene personal.
  • Si sueles sudar mucho, intenta cambiar y lavar los sujetadores diariamente
  • Si estás pasando por un proceso gripal, al igual que el resto de tu ropa, duplica las medidas higiénicas sobre todas tus prendas, lo que incluye los sujetadores.

FORMA CORRECTA DE LAVAR LOS SUJETADORES

Dado que no se trata de una prenda al uso como lo son las camisas, la mayoría de fabricantes recomiendan su lavado a mano (el típico lavado en el lavabo, con jabón suave), pero en nuestra web somos conscientes de la falta del tiempo actual y de la nueva generación de detergentes, brasieres e incluso de lavadoras, que poco a poco hacen que sea posible meterlo en la lavadora con el resto de la ropa, pero antes de comenzar, te daremos algunas indicaciones:

- Si lo lavas a mano, usa detergentes para prendas delicadas para proteger la ropa que dure más tiempo, empape y remueva con suavidad en la palma de la mano con un poco de agua tibia (el agua caliente debilita y daña el material de nylon); y lo más importante donde falla la mayoría de gente: Enjuaga hasta que no quede ni gota de jabón en el sujetador.
- Siempre que vayas a lavar tus brasieres, desmonta los rellenos, adornos y demás elementos que se puedan quitar.
- Cierra el brasier (es decir ajústalo en la parte trasera como cuando te los pones), para que no se enrede o rompa.



LAVAR LOS SUJETADORES EN LAVADORA


Es muy sencillo, lo único que debes tener en cuenta es usar una malla para lavado de lencería, seleccionar el ciclo más delicado de su lavadora, poner la temperatura en 30 grados y usar un detergente para prendas delicadas como el Woolite o norit y NO utilice suavizante.
No utilices la secadora de calor, tampoco retuerza la prenda, mejor extienda el sostén en una percha de ropa para su secado y ya está!

ERRORES MAS COMUNES CON EL USO DE BRASIERES

1- Lavarlos en exceso: No hace falta lavarlos después de cada uso, la frecuencia de lavado puede llegar a dañar la elasticidad y los materiales de fabricación.
2- Tampoco es una norma el tener que cambiarse los sujetadores todos los días; los puede usar un par de días seguidos y no por ello van a perder su forma o elasticidad.


3- Guárdelos de forma correcta: Un error muy común es meter una copa dentro de la otra (probablemente así los tengas ahora mismo en tu cajón), si te paras a pensar, te darás cuenta que, para meter una copa dentro de la otra, tienes necesariamente que poner una de las dos por el revés; intenta ponerlos a lo largo dentro del cajón para de esa manera evitar que pierdan su forma y por ende su elasticidad; sí, así o colgados (si tienes espacio) como los ves en la tienda.


Bien, probablemente ya tengas más clara la frecuencia de lavado de los brasieres; ahora seguramente te ha surgido la misma duda con algunas prendas más como los jeans y los pijamas, y para eso te hemos preparado una nota que puedes ver con solo un click en la imagen del final.




Gracias por tu consulta!
Consejosdelimpieza.com


Instagram




0 comentarios :

Publicar un comentario

TU OPINIÓN ES MUY IMPORTANTE. Gracias !

Google